22 de Junio

Internet de las cosas: definición y ejemplos

Universitat Carlemany

Share: 

En este nuevo post, se abordará un concepto presente en el día a día, pero que, al mismo tiempo, resulta muy confuso para muchas personas como es el Internet de las Cosas (IoT).

El Internet de las cosas es un sistema tecnológico que permite que los objetos se conecten a Internet y entre sí. Consiste en sistemas ciberfísicos, computación integrada que usan la infraestructura de Internet y las aplicaciones y servicios que la utilizan.

Se trata de una nueva tecnología que conecta casi todo lo que hacemos. Facilita un ecosistema interconectado de dispositivos y máquinas, lo que permite a los usuarios controlar sus dispositivos desde cualquier lugar. Hay muchos beneficios de esta nueva tecnología, como mejorar la productividad y reducir el impacto ambiental. 

Internet de las cosas (IoT) es un término amplio que se utiliza para la interconexión de objetos cotidianos con Internet o entre sí, contemplado en los estudios en informática. Estos dispositivos incluyen teléfonos inteligentes, automóviles, televisores, relojes, electrodomésticos y mucho más.

La próxima generación de computación se construirá sobre plataformas como IoT que permiten la capacidad de computación sin hardware. Con esta nueva tecnología, será posible comunicarse con objetos sin ninguna intervención humana. 

¿Cuáles son los beneficios del internet de las cosas?

Esta tecnología ha ido transformando la forma en que las personas viven y trabajan. Si bien todavía tiene algunas limitaciones, ofrece una variedad de beneficios y oportunidades para las empresas, pero también para las personas.

El Internet de las cosas promete revolucionar nuestras vidas de maneras que van más allá de lo que podemos imaginar hoy. Desde hogares inteligentes hasta fábricas eficientes, IoT está cambiando mucho la forma en que las personas trabajan y viven, al tiempo que mejora la productividad y la rentabilidad al mismo tiempo. A pesar de estos avances, la seguridad cibernética sigue siendo una preocupación importante para aquellas personas que adoptan soluciones tecnológicas como estas.

Los dispositivos inteligentes han existido durante mucho tiempo, pero Internet de las cosas está cambiando de forma espectacular la forma en que se interactúa con la tecnología.

Facilidad de acceso a la información

Internet de las cosas ha recibido mucha más prensa a medida que esta nueva tecnología se está abriendo camino lentamente en los hogares y negocios. Un dispositivo que está conectado a Internet puede considerarse un dispositivo de IoT.

Eficiencia y productividad

IoT se refiere a una red creciente de objetos físicos que están conectados a Internet. Estos dispositivos inteligentes son cada vez más frecuentes en la vida cotidiana, ya que pueden ayudar a administrar el tiempo, energía, recursos, bienes, servicios y mucho más.

Ahorro

Con esta tecnología usada en los hogares o en las empresas, es posible saber de forma sencilla si uno de los dispositivos necesita arreglarse o cambiarlo. Esto permite poder planificar y evitar males mayores.

Ejemplos del uso de Internet de las cosas

Como se puede imaginar, el internet de las cosas es aplicable a muchos usos, no solo al empresarial. A continuación se señalan algunos de los usos que pueden constituir un ejemplo de lo indicado.

Zapatillas Inteligentes Gemini 2

Las zapatillas inteligentes Gemini 2 son zapatillas deportivas que se pueden cargar de forma inalámbrica. Entre sus muchas características están, además de la carga inalámbrica, vienen con cables que no se enredan y conexión a teléfonos móviles. Las zapatillas transmiten información al dispositivo al que se conectan, como por ejemplo, distancia recorrida o frecuencia cardíaca. 

Sensores para el jardín Parrot Flower Power

Estos sensores son un ejemplo de Internet de las Cosas. Permite  monitorizar las plantas desde una aplicación en los móviles.

Es perfecto para controlar la salud de las plantas. Con la ayuda de sensores, detecta el nivel de humedad del suelo, la temperatura y la velocidad del viento y lo envía de vuelta a la aplicación móvil.

Garageio

Garageio es una aplicación para puertas de garaje inteligente que permite monitorizar y controlar el garaje desde casa conectándose a la aplicación.

Es parte de la nueva generación de productos conectados que está suscitando un gran interés en estos días: productos que se pueden monitorizar y controlar de forma remota.

Wearables para perros

Los wearables para perros se están haciendo muy populares. Diferentes empresas han ideado diferentes formas de integrar estas tecnologías para hacer la vida más fácil y agradable.

Estos dispositivos, que funcionan con Internet de las Cosas, son una forma de que los propietarios puedan vigilar a sus perritos y potencialmente garantizar su seguridad o a rastrear a perros perdidos en la zona en la que se encuentre su dueño.

El futuro de los wearables no tiene que ver solo de la tecnología que evoluciona constantemente,  sino también con cómo la usan las personas. No hay duda de que estos dispositivos continuarán evolucionando con el tiempo en diferentes formas, pero por ahora, todavía son relativamente nuevos en términos de adopción generalizada por parte de los consumidores.

Los botones inteligentes

Los botones inteligentes son pequeños dispositivos que se pueden instalar en el hogar o en la oficina para controlar los dispositivos conectados. Es la culminación de la tecnología del hogar inteligente y la conectividad a Internet.

Una de las formas en que las personas utilizan los botones inteligentes es configurándolos para que controlen automáticamente la el aire acondicionado o las luces cuando entran o salen de una habitación determinada. Por ejemplo, si la persona se va a trabajar a las 8:00 de la mañana, apagará todos los dispositivos conectados a esa hora y los encenderá al volver.