Logo UCMA
Solicita Información
+376 878 300

¿Qué es la econometría? ¿Qué objetivos persigue?

20 de diciembre de 2023Universitat CarlemanyOrganizaciones y Empresas
  • Home
  • Actualidad
  • Blog
  • ¿Qué es la econometría? ¿Qué objetivos persigue?
La econometría es una disciplina que ha tenido diversas definiciones desde que diferentes teóricos le fueron dando forma. Podemos recalcar que incluso nació, a principios del siglo XX, sin todavía recibir el nombre por el que ahora la identificamos.
¿Qué es la econometría? ¿Qué objetivos persigue?

Por eso, consideramos interesante ofrecerte esta información. No solo te servirá para distinguirla, sino, sobre todo, para aplicarla. Y, con este fin, la puedes poner en valor en relación con el Bachelor en Administración de Empresas que te presentamos en la Universitat Carlemany. A continuación, profundizamos en esta rama de la economía. Presta atención.

¿Qué es la econometría?

En primer lugar, hemos de señalar que se trata de una disciplina derivada de la economía general. Sin embargo, quienes cuentan con expertise económetra tienen una orientación más cuantitativa que la más propiamente cualitativa de la economía original.

Por lo tanto, si bien dicha disciplina nace de la economía, tiene una vocación más práctica. La economía se ocupa de enunciar teorías generales y falsarias mediante el recurso a la experiencia. Por su parte, la rama que te estamos explicitando manifiesta una orientación específica. Nos aporta resultados concretos para casos determinados.

A grandes rasgos, la rama en cuestión es una fusión de la economía con las matemáticas y la estadística. Mezcla las perspectivas generales de la economía con las leyes y los modelos de la estadística y las ciencias matemáticas. En este sentido, aplicaciones como la de la teoría de juegos o la programación lineal juegan un rol relevante.

Por otro lado, las aplicaciones prácticas econométricas se hacen patentes en indicadores como los intereses y los precios. Asimismo, posibilitan inferencias y deducciones acerca de negocios, políticas públicas y otras tendencias económicas. Eso sí, con unas conclusiones, ya sean en micro o macroeconomía, extrapolables en cifras.

Objetivos principales de la econometría

Las metas prioritarias de esta disciplina científica, como te hemos avanzado, tienen que ver con la interpretación de las reglas, los fenómenos y los movimientos que se dan dentro de la economía. Se trata, por tanto, de establecer hipótesis que sean comprobables en supuestos prácticos.

En este aspecto, la finalidad de quienes controlan sus métodos puede ser tanto extraer las claves de coyunturas económicas que ya se han dado como la prospectiva de las que se esperan. No en vano, ambas perspectivas se pueden retroalimentar en aplicación de encargos concretos.

Por consiguiente, por una parte, un objetivo pasa por el análisis y la interpretación de diferentes sistemas económicos. Por otra, existe un fin, si cabe, más pragmático, que es el de predecir qué va a suceder en uno de estos sistemas económicos.

Variables como las tasas de interés o los tipos de cambio pueden, en consecuencia, aportar información clave. Y los costes de producción o las oscilaciones en los mercados pueden ser previstos mediante el concurso de quienes tienen cualificación en esta rama científica.

Al fin y al cabo, el interés de esta metodología estriba en discernir unas métricas que permitan acertar en estrategias económicas que se ponen en práctica tanto en las políticas públicas de una entidad territorial como en las finanzas de una empresa privada.

Y, como los ejemplos resultan interesantes para entender estas cuestiones, te aportamos unos casos que te pueden ayudar a comprender la función de esta disciplina. ¿Consiguen más trabajos quienes cuentan con título universitario en ciertos sectores? ¿Conviene, en determinadas condiciones económicas y con la prioridad de retener más dinero, pagar las deudas o intentar ahorrar?

Se trata de situaciones que requieren cruzar diversas variables y el factor tiempo. Estas son las aportaciones sustanciales de las personas expertas econometristas. Por eso, este perfil profesional prima en instituciones tan prestigiosas como el Fondo Monetario Internacional, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico y el Banco Mundial.

Tipos de econometría

Esta rama del conocimiento se divide en dos categorías principales. Nos referimos al tipo teórico y aplicado. En cuanto al primero, se basa en métodos y modelos que provienen de la intersección entre la estadística y las matemáticas. Esta clase econométrica explicita métodos, propiedades y supuestos. Una de las metodologías más útiles para este tipo es la relativa a los mínimos cuadrados.

En cuanto al segundo enfoque, se parte de la anterior tipología para su aplicación a distintas funciones económicas. Algunas de ellas son las de la oferta y la demanda o las de la inversión y la producción. La teoría del portafolio es otra de las que podemos encuadrar en la categoría aplicada.

Por otro lado, estos dos tipos de la disciplina matriz experimentan, a su vez, otra división. Consiste en la fundamentación en los criterios básicos o bayesianos. Vamos por partes.

La visión clásica considera la estadística desde parámetros objetivos, es decir, presentes en la naturaleza. La bayesiana, por su parte, la valora desde el punto de vista del observador, por lo que la identifica como subjetiva.

¿Qué metodología tiene la econometría?

Por último, te exponemos una breve síntesis acerca de la metodología que se sigue en los estudios econométricos. Se trata de un esquema genérico apto para su aplicación a una infinita casuística de situaciones económicas que puede contribuir a resolver. Toma nota.

  1. Se plantea la hipótesis que se pone a prueba.

  2. Se especifica el modelo matemático que se va a poner en práctica.

  3. Se especifica el modelo econométrico, es decir, se añade el término de error al modelo matemático.

  4. Se aplican datos de corte transversal y panel y temporales de serie.

  5. Se valida el modelo cuando se procede a contrastar las hipótesis planteadas y otras variables intervinientes que puedan tener algún tipo de efecto en el modelo especificado.

  6. Finalmente, es el momento de llevar a cabo el modelo propuesto. Si la estimación resulta validada, esta va a resultar útil para controlar fenómenos anteriores o estructurales o establecer determinadas predicciones.

Ámbitos de aplicación

  • Estimar la relación entre distintas variables financieras.
  • Establecer el precio de un activo financiero en función de una variable.
  • Medir la volatilidad del rendimiento de un bono.
  • Estimar qué modelo es más eficiente.
  • Verificar si los mercados de forex reaccionan más rápidamente que los spot.
  • Estudiar propiedades de los rendimientos financieros.
  • Realizar simulaciones para calcular el precio de un instrumento derivado.

En definitiva, la econometría se revela como una disciplina científica que se adapta a las necesidades de interpretación y planificación de nuestras sociedades. Un fenómeno tan complejo como la economía, ya sea doméstica o a nivel de políticas públicas, requiere de la puesta en valor de métodos exigentes como los que te hemos enunciado y te permitirá desempeñarte como analista de riesgos de mercado o analista de inversiones en entidades financieras, empresas multinacionales, administración pública...