8 de Noviembre

10 ayudas para jóvenes emprendedores

Universitat Carlemany

Share: 

Las ayudas para jóvenes emprendedores son muy útiles para iniciar una actividad profesional. En consecuencia, no ha de extrañar que las titulaciones en ADE hagan hincapié en esta vertiente.

10 ayudas jóvenes emprendedores en España que no te puedes perder

Las siguientes ayudas que se ofrecen en España están centradas en los colectivos jóvenes. Eso sí, conviene que, cuando estudies la posibilidad de aprovecharlas, recuerdes que es posible encontrar ayudas municipales, autonómicas, estatales e incluso europeas.

Por cuestiones de funcionalidad, vamos a ofrecer un listado general de lo que puedes encontrar. Toma nota, porque es muy probable que esto sea de tu interés. 

1. Tarifa plana para nuevos autónomos

La tarifa plana para nuevos autónomos es una de las principales ventajas para los emprendedores. En la práctica, las cotizaciones a la Seguridad Social se reducen exponencialmente durante los 2 primeros años de actividad.

Hay que tener en cuenta que la cuota mínima de los autónomos es de 289 euros. Sin embargo, durante el primer año los nuevos autónomos solo tendrán que pagar 60 euros; desde el mes 13 al 18 pagarán 144,50 euros, y del 19 al 24 abonarán 198,31 euros. Además, para hombres menores de 30 años y mujeres menores de 35, los 198,31 euros de cuota se pagarán hasta el mes 36.

En consecuencia, esta es una forma de tener más liquidez durante las primeras etapas del dinero.

2. Capitalización del desempleo para un negocio

Se trata de una opción interesante para las personas que quieran iniciar un negocio capitalizando toda la prestación. Ahora bien, conviene señalar que esta opción será factible si has tenido un periodo de cotización prolongado. Por este motivo, si lo que buscas es liquidez, esta es una buena posibilidad.

Hay que pensar, sin embargo, que aquí se trata de un dinero contante y sonante que tendrás. Y que conviene que eches cuentas de si te interesa renunciar a la prestación por desempleo a cambio de recibir toda a la vez.

3. Programa Enisa

El Programa Enisa es una línea interesante si tienes menos de 40 años, puesto que está limitado a este colectivo. Estas ayudas, gestionadas por el Ministerio de Industria, pueden ser de entre 25.000 y 75.000 euros. Ahora bien, hay que señalar que algunos sectores están excluidos, como el inmobiliario o financiero. Además, tienes que aportar una propuesta de valor innovadora.

En los últimos años, hay que señalar que este programa ha tomado protagonismo. No en vano, lo que se pretende es que proyectos innovadores tengan salida profesional. Y esta es una de las ayudas para jóvenes emprendedores más conocidas.

4. Instituto de Crédito Oficial (ICO)

El Instituto de Crédito Oficial (ICO) es la entidad financiera estatal que proporciona financiación a las empresas. Cabe indicar que los nuevos emprendedores también pueden beneficiarse de estas ayudas. Las cantidades pueden variar en función de la empresa y de las características.

El ICO proporciona múltiples posibilidades, de manera que es recomendable ponerse en contacto previamente para conocerlas. Porque, además, no es una cuestión únicamente de edad; también toman protagonismo elementos como la situación de la persona y el tipo de negocio.

5. Ayudas para Empresa Innovadora

Las Ayudas para Empresa Innovadora son otra de las posibilidades que se pueden aprovechar. Esto se implementa, básicamente, a través de las distintas Comunidades Autónomas. Ahora bien, la condición básica es que los proyectos propuestos se centren en la innovación. En consecuencia, hay que señalar que las cantidades que se pueden conceder son variables.

6. Ayudas para Empresa de Base Tecnológica

Las Ayudas para Empresa de Base Tecnológica son, también, una opción interesante. En este caso, se centran en la explotación de determinadas tecnologías o uso de conocimientos científicos. Estas ayudas se implementan, básicamente, a través del Estado y pueden englobar rebajas fiscales del 35 o el 60 %, el Plan Neotec y el Plan Invierte.

Con todo, es conveniente señalar que las circunstancias de concesión de estas ayudas varían según el tipo de empresa. Por lo tanto, es muy recomendable que hagas un trabajo previo de documentación. Esto, a la larga, facilitará el trabajo.

7. Ayudas para Mujeres Emprendedoras

Las Ayudas para Mujeres Emprendedoras se desarrollan a través del Estado, pero también en las Comunidades Autónomas. Hay que poner de relevancia las distintas ayudas económicas y de asesoramiento que proporciona el Instituto de la Mujer. Del mismo modo, los distintos departamentos y consejerías de Asuntos Sociales de las Comunidades Autónomas cuentan con opciones específicas.

8. Business Angels

Los Business Angels son profesionales que, a cambio de una participación en el negocio, proporcionan financiación y conocimiento especializado. Es una figura especialmente recomendable para nuevos empresarios, por el know how que tienen. La fórmula es interesante porque se consigue financiación directa.

Esta iniciativa es privada, pero es verdad que algunas Comunidades Autónomas, como la de Madrid, tiene un punto de encuentro para poner en contacto a Business Angels con nuevos emprendedores. En consecuencia, esto facilita el trabajo.

9. Línea de ayudas jóvenes emprendedores de las Comunidades Autónomas

Las distintas Comunidades Autónomas ofrecen líneas de ayudas para las personas que quieran emprender un negocio. Y, evidentemente, el colectivo joven también es destinatario de estas.

Ahora bien, hay que señalar que las condiciones cambiarán, y mucho, dependiendo del territorio. Por lo tanto, no está de más que tengas presente que, en este caso, lo mejor es que hagas la consulta en cada consejería de tu correspondiente Comunidad Autónoma.

Vale la pena señalar que esta es una de las opciones más interesantes. Y que la política general de las administraciones es la de facilitar la creación de empresas.

10. Ayudas locales a empresas

Las ayudas locales a empresas también existen, y esta vertiente se puede desarrollar de varias maneras. Por ejemplo, mediante una exención de tasas e impuestos municipales el primer año. En segundo lugar, ofreciendo de forma gratuita un espacio para operar. Es bueno que compruebes las distintas posibilidades porque, sobre todo en zonas de despoblamiento, es posible encontrar grandes ventajas.

Por lo tanto, las ayudas para jóvenes emprendedores pueden dar un diferencial positivo. Si tienes pensado realizar un cambio de vida, quizás te interese comprobar las distintas opciones disponibles.

Conclusión

Las ayudas a jóvenes emprendedores en España son varias, y merece la pena echar un vistazo si se quiere emprender. Por lo tanto, esta información es muy valiosa.