22 de Abril

6 razones para estudiar para ser Data Scientist

Universitat Carlemany

Share: 

Estudiar para ser Data Scientist es una opción muy interesante por varias razones. Esta entrada explica cuáles son las ventajas de la formación en Data Science

El Data Science es la disciplina que se dedica al análisis de los datos, destinada a generar valor. La eclosión del Big Data ha sido decisiva para que este campo de estudio gane importancia.

Las personas que tengan formación en Data Science dispondrán de conocimientos en varias materias. En primer lugar, en el ámbito de las matemáticas, pues es una habilidad central. El segundo aspecto relevante es la programación informática. Finalmente, hay que señalar que tendrán conocimientos en organización de la información.

Una cuestión central es la de las técnicas de análisis. No en vano, el saber analizar es fundamental para que puedas trabajar bien. Y esta formación te proporciona ese know how que es fundamental.

Los motivos para estudiar Data Scientist son varios, tanto para trabajar por cuenta propia como para hacerlo por cuenta ajena. Destacamos los siguientes:

6 razones para estudiar para ser Data Scientist

1. El análisis de datos genera un gran valor añadido

La información tiene valor, siempre que se sepa interpretar y analizar correctamente. Esto es, precisamente, lo que busca la formación en Data Science.

El resultado es que, analizando los datos, se accede a un nuevo conocimiento. Por ejemplo, puedes entrar en nuevos mercados, generar nuevas estrategias de marketing o modificarlas. En definitiva, se abren puertas de negocio e innovación que, hasta el momento, estaban cerradas. El valor añadido, al final, es lo que crea ventajas competitivas, de ahí que sea tan importante.

En consecuencia, el análisis de datos genera valor añadido. Por lo tanto, es una razón poderosa para estudiarlo y aplicarlo en las empresas.

2. Esta disciplina se puede aprovechar en multitud de sectores económicos

El análisis de datos sirve para cualquier sector económico. Y lo bueno es que el manejo de bases de datos es el mismo sea cual sea la rama.

Hay que diferenciar entre la captación de los datos y el análisis de los mismos. Es cierto que la captación tiene distintos métodos, porque no es lo mismo realizar una analítica que una encuesta. Ahora bien, la pauta para analizar los datos es, básicamente, la misma. Estas capacidades comunes hacen que lo mismo un científico que un informático o un responsable de marketing puedan analizar la información.

Esta versatilidad, que permite actuar en varios sectores, hace que el Data Science sea una opción interesante.

3. El Data Science es una disciplina en crecimiento

La analítica de datos es una disciplina que no deja de crecer año tras año. Este, de por sí, es un buen motivo para estudiar esta formación.

El Data Science experimenta un crecimiento anual del 30 %. Y no solo eso, sino que el 75% de las empresas de España indican que tienen intención de realizar nuevas inversiones en dos años. Hay que recordar que el volumen de negocio de esta disciplina era de 2.000 millones de euros en Europa en 2013, pasando a ser de 5.000 millones en 2018. El resultado es que hay una clara evolución, que irá a más gracias al desarrollo de la Inteligencia Artificial.

Este es un campo que seguirá creciendo porque las empresas tienen que buscar nuevos mercados e invertir en I+D+i. No está de más que lo conozcas para saber cómo se puede mejorar.

4. Multitud de salidas profesionales

Las salidas profesionales son uno de los elementos clave por los que estudiar esta carrera. Aquí indicamos solo algunas de las que puedes encontrar, tanto en puestos rectores como subalternos.

En primer lugar, esta formación está indicada para quien quiera realizar funciones de analista de Big Data. Otra posibilidad interesante es la de trabajar como analista de I+D+i. En tercer lugar, puedes trabajar como gerente de empresas especializadas en analítica de datos. Finalmente, esta es una formación que se complementa muy bien con cualquier formación de ciencias puras.

Lo cierto es que este puesto es imprescindible en cualquier empresa. El analista de datos es un profesional que tiene que interpretar correctamente el caudal de información para ponerlo a disposición de los directivos de la empresa o entidad para la que trabaja.

En consecuencia, las posibilidades que tienes de sacar partido a estos estudios son inmensas. Es bueno, pues, que te plantees si este conocimiento te puede ayudar.

5. Alta remuneración profesional

Las profesiones en auge o crecimiento suelen estar bien retribuidas, y esta no es una excepción. Está bien que conozcas cómo funcionan.

La capacidad de analizar datos requiere de una formación específica. Porque se trata de interpretarlos correctamente; de lo contrario, cualquier estrategia empresarial o proyecto no tendrá un correcto punto de partida. No ha de extrañar, pues, que se les dé una importancia central a estos procesos. La consecuencia práctica es que la remuneración de los profesionales de esta rama está por encima de la media.

6. Ampliación de mercados

Los datos, bien interpretados, abren nuevos mercados en múltiples sentidos. Y esto es bueno si tienes una empresa o negocio.

Un ejemplo claro es el de las necesidades que no se han detectado de una muestra de personas. El Big Data te permite realizar un estudio pormenorizado de posibilidades para encontrar nichos de mercado que desconocías. Eso, por sí mismo, ya permite ampliar posibilidades para las empresas.

Las empresas saben que tienen que buscar nuevos mercados. Por lo tanto, les interesa esta disciplina y, sobre todo, les interesa contar con quien sepa analizar datos. La realidad es que esta va a ser la clave del crecimiento económico para los próximos años.

La capacidad de encontrar esos nuevos nichos es, de por sí, conocimiento valorizable.

Estudiar para Data Scientist es una opción muy interesante por varios motivos. ¿Te interesa mejorar en tu profesión o abrir nuevas posibilidades de negocio en tu empresa? Esta formación te interesa para mejorar tu caché profesional.